mafrancisco.jpgmaisabel.jpgmajuan.jpgmateresa.jpgmateresita.jpgvcarmen.jpg

LA TENUE BRISA DE LA PALABRA

 

XVI Domingo del tiempo ordinario

 

Jesús, parábola de Dios

                Jesús nos habla de “El Reino de los cielos” en “parábolas”. Y por medio de ellas nos pone sobre aviso de que su llegada dinámica es como el crecimiento de “la buena semilla” a la par que “la cizaña”. Siempre tendemos a interpretar la “cizaña” como el mal indeseado que alguien pone en nuestro “campo”, o sea, el mundo en el que vivimos. El bien y el mal coinciden en un crecimiento parejo e inevitable. Pero tal vez debiéramos pensar, como Jesús, que el Reino crece en medio de la contingencia humana, y que esto habrá de ser así hasta el último día. El bien del Reino y la “cizaña” del mundo crecen juntos. Y es obvio que con frecuencia tal cosa nos escandaliza. Pero que el Reino crezca incluso en medio del mal supone la promesa que Jesús nos hace de que el futuro último de la humanidad está en manos de Dios. Al mismo tiempo, Jesús nos dice que la presencia del Reino que llega, que crece en medio nuestro, acontece sin ningún tipo de grandiosidad, “se parece a un grano de mostaza”. Dios ha tomado la muy sorprendente vía de la minoridad al hacerse presente entre nosotros. Y también es obvio que nunca nos resulta fácil consentir tal pequeñez, empezar desde tan abajo. Lo cual indica, Jesús nos lo advierte, que nuestro tradicional concepto que de Dios tenemos sigue siendo totalmente equivocado. Si escuchamos a Jesús con toda honradez, antes o después llegaremos a comprender bien la paradoja escandalosa de la identidad del Reino de Dios. Jesús nos desvela tal identidad en sus “parábolas”. Pero, para que tal identidad sea patente, es preciso ponerla en movimiento. Tal es la finalidad que buscan las “parábolas” de Jesús, remover nuestra esclerotizada percepción de la verdad. Jesús nos habla en “parábolas”, y de ahí se desprende que él mismo es la gran “parábola” de Dios. Jesús es heraldo y profeta del Reino de Dios; y en su persona encontramos la realización explícita de su anuncio y profecía.

 

https://myriamir.files.wordpress.com/2013/07/barre-fleur-3.png?w=300&h=135

 

contac